Vivienda Nueva
Vivienda Nueva

Cómo reclamar

 

El procedimiento de reclamación con origen en algún incumplimiento derivado de la compra de una vivienda (retraso en la entrega, deficiencias, etc.) se ha de iniciar, por lo común, a través de un escrito de reclamación previo dirigido al vendedor, sin perjudico de poder hacer uso de cualquier otro medio que la entidad ponga a disposición del comprador (teléfono, fax y correo electrónico). En todo caso la entidad deberá facilitar al comprador, en caso de reclamación, una clave identificativa y un justificante por escrito, en papel o en cualquier otro soporte duradero.

Este escrito ha de dirigirse al domicilio del vendedor que conste en el contrato, o bien a su domicilio social, y siempre ha de remitirse a través de un medio fehaciente, siendo aconsejable el empleo del burofax o sistema equivalente.

Si la entidad dispone de una línea telefónica, el uso de la misma no podrá suponer un coste superior a la tarifa básica.

En caso de que no se atienda la reclamación, se inicia el proceso de reclamación extrajudicial a través de distintos organismos:

• Asociación de consumidores a la que pertenezca el reclamante. Será esa asociación quien se encargue de asesorar y dar curso a la queja a través del procedimiento más adecuado por razón del tipo de problema del socio. Normalmente se inicia un proceso de mediación previa tendente a que la reclamación del comprador sea atendida sin necesidad de iniciar acciones adicionales.

• Oficina pública de información al consumidor (OMIC). Se encargan de realizar una labor de intermediación previa; además ostentan la llamada potestad sancionadora, que permite imponer multas a las empresas que incumplen las disposiciones legales en materia de consumo. 

Si la entidad no responde de forma satisfactoria a la reclamación, podremos acudir a:

• Juntas Arbitrales de Consumo. Se trata de un sistema voluntario de resolución de conflictos; es un mecanismo similar al procedimiento judicial, pues termina con un laudo (equivalente a la sentencia judicial) de obligado cumplimiento para las partes. El proceso es muy sencillo, no hace falta abogado y es gratuito. Sin embargo, es necesario que ambas partes decidan someterse a él. No es frecuente que las empresas promotoras o vendedoras de viviendas accedan a solventar sus litigios a través del arbitraje de consumo.

- Procedimiento judicial. Si ninguna de las vías de reclamación extrajudicial prospera, el consumidor podrá iniciar el correspondiente procedimiento judicial. Para ello será necesario contar con la asistencia de un abogado y un procurador, quienes se encargarán de dirigir el procedimiento, excepto  cuando la cuantía de la reclamación no supere los 2.000 euros. En este último supuesto tampoco deberá abonar tasas judiciales.

Formularios

MODELO I.- Escrito de reclamación extrajudicial

Descargar formulario

MODELO II.- Modelo de demanda de jucio verbal inferior a 2.000 Euros

Descargar formulario

MODELO III. - Solicitud de arbitraje de consumo.

Descargar formulario

Síguenos en las redes
Comunidad Noclames